jueves, 15 de abril de 2010

Facturando

La guerra con las compañías telefónicas se que no es patrimonio de la que suscribe, es otro "sinvivir" que quita tranquilidad y por supuesto tiempo, cuando vas a resolver cualquier cambio de tarifas, dudas y otros demonios la hora al teléfono con atención al cliente no te la quita ni Cristo.
Intentaré contar mi experiencia con los móviles desde que aparecieron en mi vida:
Recuerdo perfectamente cuando no existían en nuestro discurrir diario, en la tranquilidad de antaño de no estar localizada las 24 horas del día. Cuando llegué a la Universidad empecé a ver los primeros, en mi clase solo lo poseían un par de personas , una de ellas era compañera de pupitre y su móvil era un alcatel amarillo, al poco empezó el personal a tener cada uno el suyo, con la cosa que vivían fuera y todas las excusas baratas apriori inocentes que nos iban vendiendo, que si tienes una emergencia en carretera, si quedas con alguien y tarda que bien vienen los sms, y más telas de araña que os vendrán al pensamiento.
Era reacia a tener uno, como mi compañera de piso tenía pués cuando la mamá quería llamar que fuera allí y cuando yo necesitaba realizar alguna llamada no se me caía el alma ir a la cabina, además, ese ritúal era gracioso, había horas punta en las que los universitarios acaparábamos las cabinas del municipio, se hacía amigos en las colas y enemigos pq algunos de ellos creían que eran patrimonio suyo.
Todo empezó con una tontería, en las fiestas de la ciudad coincidí con un viejo amigo, mi compañera le dió su mv y este empezó a tontear conmigo x medio de sms, caí en la trampa y a las dos semanas compré mi primer mv, un alcatel azul supermono.
La compañía contratada fué movistar, todo fué bien hasta los dos años, otra compañera de piso que estaba pasando una mala racha se dedicaba a llamar por mi mv, yo trabajaba y estudiaba y lo solía dejar en casa, eran tiempos en los que no era una necesidad, cual fué mi sorpresa al llegar una desorbitada factura, me iba a dar algo, al llamar y comprobar todas las llamadas eran a dos teléfonos que sabía yo que llamaba la otra...., me puse de los nervios, discutimos pero luego se echó a llorar y vamos,que una que tiene mucho carácter en el fondo es una blanda, la perdoné y le dije que por favor, que si necesitaba llamar me lo dijera, no fué así, lo encontraba cuando lo escondía, dos meses vinieron facturas grandes, encima le pagé un mes el alquiler, cierto que lo estaba pasando mal, pero lo pasaba mal para lo que ella le daba la gana, muy normal no era, tomaba mucho café por el día y el famoso katovit por las noches para estudiar, pintaba y tenía un gato persa cabrón que era peor que ella, yo le decía: "cualquier día te lo comes en un arroz", en fin, el remate del tomate fué cuando se lió con mi "affair" por aquel entonces, discutimos, ella lloraba, yo lloraba pero la iba a tirar por la ventana, me fuí de aquella casa y tenía claro que no quería volver a saber nada de ella, tuve que saber de ella pq intentaba localizarme, hablaba con mis compañeras diciendo lo mucho que sentía lo ocurrido, que yo como trabajadora social debía de entenderla, vamos, tenía que pagar por hacer mis prácticas y encima tenía un extra en casa, pa habernos matao.
El problema era que no tenía dinero para pagar el daño de la nenata esta con las facturas del móvil, en movistar me dieron la posibilidad de pagar a plazos la historia, y así lo hice, pagando durante año y medio...
Cuando terminé de pagar me pasé a otra compañía, vodafone, con la que estoy desde entonces, y como ya no tuve mamarrachas que invadieran mi intimidad movilera pués los pagos los medio podía controlar. Por este entonces ya el mv era una necesidad, presa de la falsa libertad que da el dichoso aparatito.
El año pasado me pasó algo absurdo, compañeros de trabajo me decían: "Música, te he llamado varias veces y no hay manera que de línea", tras llamar y contar mi problema me dicen: "no sabemos pq pero no le entran las llamadas desde algunos números de tlf, los ha vetado usted?", pero que me estáis contando????, precisamente las llamadas que era imposible entraran eran las del trabajo....un horror ya que esto me ocasionó problemas laborales.
No había día que no llamara a atención al cliente para ver si me lo podían solucionar, no había manera, era uno de esos casos raros que pocas veces se da, y como no, me tenía que tocar a mí.
Decido cambiarme de compañía pero como me habían dadon un mv con los puntos meses antes tenía que pagar multa, atadita de pies y manos intento no ponerme nerviosa pero como soy muy muy cabezona todos los días llamaba, rezando pq alguien me diera solución al problema, hubo suerte tras 3 meses de insistencia, por fin una chica muy amable me contó que una vez conoció un caso similar, que la perjudicada era enfermera y que no se lo dió solución, yo le dije: "pués ya me quedo más tranquila", cual fué mi sorpresa que esta misma chica me llamó a los dos días y como por arte de magia tras decirme que sentía mucho la historia ...desapareció el problema. Eso sí, juré que cuando cumpliera el contrato de permanencia me cambiaba de compañía.
Ese momento llegó y me ofrecieron 160 euros para un nuevo mv, pensé: "la probabilidad que te vuelva a ocurrir los mismo es mínima, y en realidad son todas iguales, vamos, que pasaré por el aro".
Entonces empiezan las tarifas planas, las minis. las promociones, ....q me dan miedo, pq nadie da duros a cuatro pesetas, como pagaba mucho hace dos meses llamé para cambiar el tipo de tarifa, me la cambian y me dicen que gozo de dos beneficios por esa tarifa: bono sms gratis a vodafone y llamadas gratis a fijos, le doy las gracias.
Me vino la factura y tengo que pagar más que antes,....llamo a atención al cliente y he estado una hora!, menos mal que la de facturación era competente, resulta que los beneficios esos tenían un coste de 9 euros cada uno, x eso me subía la factura, y digo yo: beneficios para quién?, el concepto es como el culo, cada cual tiene el suyo x lo que veo.
Tras contarle que no me avisaron de eso, me los desactiva y tras negociar un poco me dice que en la próxima factura me devuelven 18 euros, buenos son en los tiempos que corren.
Luego, como no me fío de la mitad de la cuadrilla me meto en mi factura por internet y...sorpresa! no me había desactivado el puto bono de sms, he vuelto a llamar y efectivamente, no me lo habían quitado, se le ha puesto ya remedio, pero es que no puede ser, que se supone que ya te lo han resuelto y mi experiencia dice que hay que hacer mínimo 3 comprobaciones, toda la mañana medio perdida por la leche esta.
que los maten con tomate!!!

8 comentarios:

Mica dijo...

AAAAAAAAAhhhhh, casi me da algo leyéndote. Yo a esa "zorra" de "compañera", me la meriendo. Al gato en el arroz y a ella con tomate. Nena, trabajadora social sí, buena también, pero tonta, no. A mi me pasó con movistar y al final me pasé a yoigo, por ahora ( y espero que siga así- toco madera-) me va fenomenal, y no me he llevado ningún susto que no haya sido provocado por mi misma. Un besote.

pandemio dijo...

Curiosa historia. Me has tenido un rato entretenido, principalmente con tu compañera de piso. Nomal que tengas un blog -te pasa cada cosa-. Un beso.

Pecosa dijo...

Poca vergüenza es la gente, coño. No lo entenderé nunca.

Ay, los Alcatel... Qué tiempos...

ulises dijo...

Yo tuve un Alcatel amarillo como primer móvil.
Cuando Movistar empezó a cobrar por todo y a cobrar los módulos de ahorro aparte me pasé a Yoigo y raro es el mes que llego a 20€.
Ahora también están Simyo y Pepephone que salen muy baratos.

Insignificantius dijo...

Buenos tiempos los de la universidad... se conoce gente a la que acabas queriendo u odiando toda la vida...

Es bonito vivir...

Loco dijo...

¡Qué tire la primera piedra el que no tuviera un Alcatel! El mío era verde melón.

Yo por suerte he tirado por lo cómodo y tengo un móvil con tarjeta y controlo mi gasto.

Eso sí. No quita que cada 3 meses Movistar me llame cada dos horas para que me haga un contrato con su empresa. Pero este tonto no cae. Eso te lo aseguro. Antes tiro el móvil a la mierda y vuelvo a la cabina.

Como dato destacar que mi móvil es de llamar y colgar. No tiene ni radio, ni mp3, ni cámara ni mierdas varias. Eso sí, tiene linterna.

Música dijo...

Mica: lo bueno de estas experiencias es que todo lo que se le parezca cuando aparece de nuevo te da tiempo a salir corriendo.

Pandemio: es que estoy muy viva hijo, el participar tanto de la vida tiene sus riesgos, con el tiempo ves que merece la pena, en dinero no seré rica pero en experiencias raras...jajaja

Pecosa: hay gente que es para echarle de comer a parte, de lejos y con una pala.

Ulises: hijo, q bien no pasar de los 20

Insignificantus: y tanto..., en la universidad fueron más los del segundo grupo, siempre diré que mi mejor etapa fué el instituto, tanto me gustó que estuve 9 añazos.

Loco: a crear un grupo en facebook: yo tb tuve un alcatel.
La verdad que es raro encontrar a gente que no haya caído en la trampa, enhorabuena, y lo de la linterna me deja más tranquila jajaja

Blogger dijo...

FreedomPop is the #1 ABSOLUTELY FREE mobile communications provider.

With voice, SMS & data plans are priced at £0.00/month.